Qui sum

Bienvenido a Scalaria.

Esta bitácora nace con el propósito de mostrar el modelismo como yo lo veo. No está todo porque obviamente todo no me interesa por igual. Mi primera intención es publicar entradas sobre las maquetas que andan sobre mi mesa de trabajo, aunque a menudo ando escaso de tiempo (uno de los males de nuestra época), y no avanzo al ritmo que me gustaría. Las habituales páginas de “paso a paso” que he publicado en mi sitio web (www.j-models.org) casi se han llevado más horas que las que tardé en hacer algunas de las maquetas que muestro en ellas.

Además, y sólo cuando creo que la ocasión lo merece, también comento temas exclusivamente modelísticos o históricos, bicheo el patio buscando maquetas que merecen la pena o algunas novedades que llaman mi atención. No tengo compromisos personales ni comerciales que atender fuera de mis preferencias. La bitácora no se vende al mejor adulador ni gano un ochavo con todo esto, eso queda para otros, es cuestión de gustos e intereses.

Excuso contarte mi historia modelística, que no tiene el menor interés. Sírvate saber que nunca he ganado concursos (ni me interesa), ni he publicado en revistas [bueno, una vez en Japón en una revista de informática (!)], y aunque hay personas que considero amigas, en realidad casi nadie me conoce personalmente en el negociado modelístico. Tampoco hago maquetas desde siempre, qué le vamos a hacer, otros nacieron con una Tamiya bajo el brazo, benditos ellos (ya será menos). Hubo etapas en mi vida en las que me dediqué a cosas más importantes para mí. Jamás me he arrepentido de haber dejado las maquetas durante años ni de haberlas retomado. Así, siendo del montón pero alejado de la melé, toca uno mejor el suelo con los pies.

En esta afición (como en otras, supongo) hay personas de gran valía y generoso corazón, pero también pululan egos raritos que superan en demasía los límites naturales donde están contenidos, como un genio dentro de una lámpara,  por eso hay también más envidia que sana emulación. Afortunadamente no envidio ni el talento ni el éxito de otros modelistas, ni tampoco me acomplejan sus logros. Supongo que será porque nunca me juzgo por lo que hacen los demás sino por lo que sea capaz de realizar yo mismo. Hago maquetas (cuando las hago) simplemente porque me gusta, con eso me basta y sobra. Para competir, lidiar y desgastarse en pamplinas, sobran otros amplios terrenos en la vida.

Siéntete como en casa y no dudes en comentar lo que te parezca cuando quieras. Gracias por tu visita.♦

Scalator (Jesús Alcocer)

Anuncios